5 jun. 2014

Por todos los porotos


Otra vez, y por última en mucho tiempo, es tiempo de adivinar. Básicamente, de eso se trata intentar de "predecir" una serie. Es algo tan difícil y tantos factores pueden alterarse con el correr de la serie que algunos dirían que mucho sentido no tiene. Pero es entretenido igual. 

¿Quién hubiese dicho que Matt Bonner y Rashard Lewis serían los probables titulares en la posición de ala-pivot? Si yo hubiera escrito eso hace dos semanas ustedes hubiesen pensado que yo estaba loco, pero ese es el caso hoy en día.

En Términos Generales

Esta más que claro que estos equipos no son los mismos que se enfrentaron el año pasado. Si bien no han habido muchos cambios en las plantillas, roles de ciertos jugadores han crecido y disminuido, a tal punto que Udonis Haslem y Tiago Splitter, dos pivots de extrema importancia para el Heat y los Spurs (respectivamente), probablemente no verán muchos minutos de acción.

Esto se dará debido al estilo de juego de cada equipo, y como cada entrenador decida plantear su esquema.

Gregg Popovich tiene a su disposición un plantel muy variado, lo cual le permitio -para dar un ejemplo- insertar a Bonner en el quinto juego ante Oklahoma City. El "Cohete Rojo" es lo que se conoce como "stretch four", es decir un jugador de la línea frontal capaz de encestar tiros perimetrales. 

Lo que produjo el cambio Bonner por Splitter fue que Serge Ibaka (ala-pivot del Thunder y uno de los mejores taponeros de la NBA) tenga que salir un poco fuera de la pintura, lo cual en sí le dio más espacio a los penetradores de San Antonio (Parker, Ginóbili y Leonard).

La extraña -pero letal- forma de
tirar que tiene "The Red Mamba"

Erik Spolestra también cuenta con un grupo de vasta experiencia en la pos temporada, aunque si se quiere tiene menos variantes que Pop. Después de buscar y buscar un ala-pivot titular -durante la temporada utilizó a Haslem, Greg Oden, Shane Battier y otros- se la jugó por Rashard Lewis, poniéndolo en Game 4 de las Finales del Este. 

Lewis respondió encestando triples como es costumbre para el (se encuentra en el octavo puesto de la lista de más triples encestados en la historia de la liga) y posiblemente será quien arranque de titular hoy por la noche.

¿Qué significa esto? Simple: ambos conjuntos pondrán en cancha a cuatro perimetrales y un grandote. En el caso del Heat, su pivot será Chris Bosh, quien es lo suficientemente capaz de encestar tiros externos. Teniendo en cuenta que los principales suplentes de los bicampeones son Ray Allen, Norris Cole y Shane Battier (todos tripleros), uno podría pensar que esto puede traerle problemas a los Spurs.

Sin embargo, Tim Duncan -pivot para los Silver&Black- tiene la capacidad de mantenerse cerca de un jugador sin tanta movilidad, como lo es Bosh. 
De no ser así, San Antonio puede utilizar su amplia gama de jugadores y establecer una alineación con cuatro perimetrales (por dar un ejemplo: Parker, Green, Bellinelli, Leonard) y Boris Diaw, un jugador clave para esta serie.

Los Spurs en ofensiva son, al mismo tiempo, predecibles e impredecibles. Esto lo digo porque, a pesar de que todos saben que van a mover la pelota, utilizar el pick&roll iniciado por Parker o Ginóbili, postear de vez en cuando a Duncan y siempre buscar a los tripleros, nadie parece poder frenarlos.


Es cierto que no se han enfrentado a un equipo del nivel defensivo de Miami. Empezando por LeBron James, capaz de defender cualquier posición en la cancha, y siguiendo con una cohesión defensiva impactante, no le dejarán a los Spurs llevar a cabo su danza con tanta facilidad. 



En un duelo que tiene a un equipo con una capacidad de defensa superior y al otro con una ejecución en la ofensiva que te deja babeando, será quien pueda contrarrestar la virtud del oponente quien tenga más chances de quedarse con el título.


Claves a tener en cuenta (de mayor a menor importancia)

1- El impacto que pueda tener Kawhi Leonard: por varios motivos, Leonard es el jugador más importante de esta serie. 

Primero y principal, porque será el encargado de marcar a James durante la mayor parte de tiempo (y cuando no lo este marcando, probablemente le toque defender a Wade). Pero además, para que los Spurs tengan alguna chance, necesitan que su alero aporte algo en ofensiva. Su juego uno vs uno ha mejorado desde el año pasado, como también lo ha hecho su agresividad. 

Se notó en el cierre de la serie ante Oklahoma City, cuando, ante la ausencia de Parker, Kawhi fue quien agarró la pelota y mantuvo a San Antonio a flote. Aquí tenemos un video que muestra la estrategia que utilizan los Spurs para "contener" a LeBron: siempre protegiendo la pintura para que no penetre, y dándole el tiro externo cuando él lo quiera.

2- La salud de Tony Parker/la salud de Dwayne Wade: el base francés viene de perderse la segunda mitad del sexto juego ante OKC, mientras que Wade ha demostrado no poder tener mucha continuidad sin sufrir algún golpe. 

Es difícil decir que equipo necesita más a su jugador, pero pienso que el Heat depende más de D-Wade, solamente por el hecho que San Antonio cuenta con más opciones para un posible reemplazo. De ser necesario, Patty Mills y Cory Joseph han demostrado -con estilos totalmente diferentes- que pueden estar en un escenario tan grande como este.

3- ¿Quién defiende a Timmy en el poste bajo?
el principal candidato posiblemente sea Chris Bosh, pero podría cambiar. Aquí si es donde jugadores como Haslem, Chris "Birdman" Andersen o hasta Greg Oden podrían tener minutos. Duncan abusó a quizás el mejor defensor en toda la NBA, Serge Ibaka, en el tiempo extra del partido final de su serie.

Por otro lado, Bosh es un jugador demasiado importante para el Heat. Spolestra lo llama "nuestro MIP (Most Important Player, en vez de MVP)" y realmente lo es. Cuando esta encendido, su tiro de tres puntos puede ser letal, y como dijimos eso representa un problema para los Spurs en cuanto a alineaciones se refiere.


4- ¿Se presentará el Ginóbili de este año, o el del año pasado?
: son dos jugadores completamente distintos. El Manu del 2013 cometía pérdidas (22 en las Finales) y tomaba malos tiros. El Manu de esta pos temporada es a quien estamos más acostumbrados: ese escolta/base que juega el pick&roll como debe jugarse, que asiste a sus compañeros como deben ser asistidos, y que tiene la pelota cuando a muchos les quema en las manos. El rol del argentino se incrementaría exponencialmente ante una posible ausencia de Parker, y a veces esto puede ser positivo, ya que con Ginóbili como base la bola se mueve mucho más.

5- Jugadores clave para los Spurs (Boris Diaw, Patty Mills y Marco Bellinelli) y para el Heat (Norris Cole, Chris Andersen y Mario Chalmers): ambos equipos tienen sus ases bajo la manga. Por el lado de San Antonio, si Mills y Bellinelli pueden clavar un par de triples cada uno, le agregan una potencialidad a la ofensiva que la haría prácticamente indefendible. Diaw es el más importante de los tres, por su capacidad de postear a jugadores de menor estatura y corpulencia. Su presencia ante Oklahoma definió la serie.

Chalmers y Cole serían los "bases" de Miami, pero muy pocas veces tienen la pelota en sus manos. Su importancia será en el costado defensivo, intentando frenar a Parker y limitando los triples de Green. "Birdman" es un energizante desde la banca y su presencia reboteadora es vital para el éxito del Heat.

Predicciones:

Con motivo de las Finales y todo lo que representan, quise incluir tres breves predicciones por parte de algunos colegas. No tengo dudas sobre su sabiduría con respecto al mundo NBA ni sobre su capacidad de proveer un análisis objetivo:

NICOLÁS FEIGUELBLAT: (@pastafai)

Miami en seis. La localía del Heat hoy en día es casi inquebrantable (están 8-0 en el American Airlines Arena en los playoffs) y San Antonio va a necesitar lo mejor de si para poder sacarles el invicto; algo que hoy no poseen por las molestias en el tobillo de Parker y la inconsistencia en el tiro de tres puntos de Danny Green como en el de Marco Bellinelli.
Veo al Heat robando alguno de los dos primeros juegos en Texas y luego aferrándose con uñas y dientes a los tres duelos en condición de local.

MARTÍN MORDCOVSKY:

Al tratar de realizar una predicción para el resultado de estas finales, hay muchos factores que se pueden tener en cuenta. Hoy voy a destacar dos de ellos, los cuales a mi criterio serán decisivos: el primero tiene que ver con la lesión de Tony Parker, quien ha sido el jugador más importante para los Spurs en los últimos años. Será muy difícil que el equipo comandado por Gregg Popovich venza al Heat sin poder contar con su base titular sano.

El segundo factor a destacar es la ventaja de localía. Por primera vez después de muchos años las finales vuelven al formato 2-2-1-1-1, lo que significa que San Antonio jugará los importantísimos juegos 5 y 7 en el AT&T Center. Pienso que, si la serie queda empatada en 2, los Spurs defenderán su condición de local en ambos juegos y obtendrán la dulce revancha después de lo ocurrido el año pasado. Spurs 4 Heat 3.

IGNACIO RUIZ: (@NeishR)

Spurs en siete. Este año vamos a ver al buen Ginóbili, y Boris Diaw tendrá un mayor impacto en el área ofensiva. También, una de las claves para San Antonio será el trabajo defensivo de Kawhi Leonard y Danny Green sobre LeBron y Wade. Estas dos superestrellas del Heat seguramente mostrarán todo su repertorio a lo largo de la serie, al igual que Duncan y Parker lo harán desde la otra vereda. 

Me imagino un Miami agresivo con buenas performances por parte de Norris Cole y Ray Allen desde la banca. Aun así, siento que los Spurs siguen muy dolidos luego del famoso Game 6 y que utilizaran lo pasado como factor motivante, lo cual terminará resultando efectivo.

------------------

Bueno, me toca a mi ahora parece. Que difícil, teniendo tantas variantes a tomar en cuenta. De entrada, estoy de acuerdo con Martín cuando dice que sin Parker no hay muchas chances para los Spurs.

Asumiendo que Tony pueda mantenerse de pie durante toda la serie -que mínimo irá hasta el Game 6 de cualquier lado-, creo que San Antonio cuenta con las armas ofensivas y defensivas como para frenar a Miami. 

Todo dependerá en la efectividad que tengan James y Wade en sus tiros externos: si empiezan a encestarlos desde temprano la cosa se puede complicar, pero si los erran cerrará aún mas la defensa de los Spurs, haciéndolo más difícil generar tiros simples.

Finalmente, Pop y sus pupilos se embarcaron en una misión desde el momento en que perdieron las Finales del año pasado: volver a este escenario y, esta vez, ponerse el anillo entre los dedos. San Antonio Spurs 4 Miami Heat 3.